lunes, agosto 08, 2016

GOTHAM EN LLAMAS - 2da Temporada

El motivo principal por el que Gotham sigue atrayendo mi atención en la escritura, es el excelente trabajo que han logrado en el desarrollo de las personalidades psicopáticas de los villanos que han ido introduciendo.

Advierto a los lectores de no continuar leyendo, si es que no han terminado alguna de ambas temporadas, pues seguramente entraré en algunos detalles que pueden echar a perder por completo la trama entera, para aquellos que aún están en proceso.

Ya hemos hablado de la impactante aparición del Pingüino y del Acertijo desde la primera temporada, quienes definitivamente son motivo suficiente para ver la serie, ya que la cuidadosa evolución de ambos desde sus inicios, más la increíble actuación por parte de Robin Lord Taylor y de Cory Michael Smith respectivamente, se logra como punto nodal de toda la trama.

Es fundamental preguntarse por el nivel de las actuaciones cuando se habla de tan complejos personajes, que aunque ficticios, guardan una verdadera y estrecha cercanía con posibles personalidades existentes en nuestra realidad. Puedo literalmente afirmar que estos villanos son la razón principal que atrapó mi gusto por Gotham, y hoy continuaré fundamentalmente hablando de quienes serán los futuros enemigos de Batman.

Desde el inicio de la serie, Fish Mooney ha sido personaje principal como una jefa peligrosa de la mafia, quien era dueña de un antro en el que comandaba secretamente a su gente, teniendo siempre el objetivo de convertirse en la máxima cabeza de toda la mafia en la ciudad.

Mooney es un personaje interpretado perfectamente por Jada Pinkett Smith, que demuestra un dominio esencialmente tirano. Es una mujer que no demuestra el más mínimo sentido de compasión, y que en consecuencia, el miedo está borrado de su persona. ¿Se habían detenido a pensar justamente en este hecho?


Un persona sin miedo refleja con seguridad una personalidad psicopática, en el sentido estricto de que puede atreverse a lo que sea y por encima de quien sea. Su sed e interés por rebasar a los más altos jefes se demuestra expresamente cuando asesina a Salvatore Maroni, el padrino menos fuerte de una de las dos familias de la mafia más poderosas en Gotham City, siendo Don Falcone el más poderoso e inteligente.

El cómo y por qué del asesinato, resulta lo más interesante para dar mayor valor a nuestra teoría. Maroni se atreve a sobajar burlescamente a Fish Mooney frente a súbditos y prisioneros, nombrándola número dos bajo su mando y haciéndola aceptarlo mientras sarcásticamente le llama "babes" repetidas veces.

Mooney saca su arma sorpresivamente y le revienta un balazo en la frente dejando finalmente claro, quién era la "babes" de quién. En resumen, el peligro de esta mujer también refleja parte de su debilidad, porque incluso es capaz de sacarse un ojo antes de doblar las manos frente a nadie. Claro, en el mundo fantástico de DC todo queda resuelto con un nuevo ojo azul con el que la villana puede ver claramente al siguiente día; más en la realidad  podemos pensar que perversos de esta clase terminarían por no llegar demasiado lejos. De cualquier forma, es un aliciente tener a Mooney para la temporada siguiente.



Pues bien, llegó el momento de hablar de quizás el enemigo más polémico de Batman, a quien por supuesto Gotham ha iniciado presentando de manera magistral.

The Joker ha tenido diversas formulaciones e interpretaciones. Su génesis es incluso una historia que ha tendido a diversificarse, más que a concretarse como una sola por siempre aceptada; de hecho en ocasiones el nombre original del Guasón nunca se revela, pero en este caso nos encontramos con el joven Jerome Valeska, quien es presentado brevemente en la primera temporada como recluso  del asilo Arkham, al descubrirse como el propio asesino de su madre.

Desde ese momento puede verse el talento de Cameron Monaghan y el por qué fue elegido para interpretar al villano sin lugar a dudas. Los gestos característicos que transforman la cara del Joker, se ven aquí renovados y bien estudiados. Es claro que su estudio minucioso del Jack Napier legendario de Jack Nicholson, fue seguro una tarea ardua en la que de pronto me hizo sentir como si estuviera presenciando los inicios de un joven Nicholson, pero lo más importante es señalar que en ningún momento se percibe una imitación o intento de copia.

Monaghan concretó ya su pre-Joker con la nueva identidad de Jerome Valeska, sumando a mi gusto una de las mejores actuaciones del reparto entero hasta ahorita. Lamentablemente nos sorprenden con su muerte a mitad de la temporada, dejando abierto su regreso en el futuro al ver todas las pistas regadas en la segunda mitad de la misma. ¿Y por qué habrán decidido eliminarlo en el momento cúspide de su aparición?

Pues algunos piensan que debe tener que ver con la próxima aparición del nuevo Joker con dientes de plata en pantalla grande, que pone todas las expectativas sobre Jared Leto.

No puedo aún hacer ningún juicio comparativo, ya que estamos a días del estreno de "Suicide Squad", pero sí te puedo asegurar que lo ya logrado por Cameron Monaghan es imposible de desplazar, siendo en mi opinión una promesa como actor de quien por lo menos yo, espero volver a saber muy pronto.

Al final de la segunda serie, escuchamos su irónica carcajada saliendo del camión lleno de los asesinos creados por el doctor Hugo Strange. En esta posibilidad de haber sido revivido como un experimento asesino, tenemos ya por seguro que veremos pronto un "Gotham" que por lo pronto conjunta al Guasón, el Pingüino y al Acertijo sueltos por las calles mientras aún no hay Batman, pues Bruce Wayne sigue siendo todo un adolescente contrariado.... ¡¡¿¿Listos para Septiembre 19... TEMPORADA 3??!!

Autor: Android101
VER PARTE UNO AQUÍ